Archivo de la categoría: redes sociales

Los mundos virtuales de Second Life ya existían en ‘El Quijote’

juanvilloro

El escritor mexicano, Juan Villoro (1956), ha mostrado la siguiente y acertada analogía entre Second Life y El Quijote que no tiene desperdicio.

Con el lenguaje que tenemos basta y sobra para contar esas experiencias. Lo que tenemos que hacer es adecuar la imaginación. Las prótesis culturales definen ahora la vida de los personajes: si antes lo trabajabas pensando en lo que soñaba ahora revisarás qué es lo que chatea a escondidas de los demás. Finalmente si tú piensas en el Quijote como origen de la novela y la metanovela ahí ya está Second Life pues la historia es la misma. Alguien intoxicado por la virtualidad. Ese es el origen de la literatura: ayer y hoy.

Una vez más se demuestra que todo está inventado.

[Photo credit]

La web 2.0 es noticia si supera la cifra del millón: Feliz foto 3.000 millones en Flickr

Garrett Ryan Smith ha colocado en Flickr la foto 3.000 millones. 

Esta noticia, que recuerda a alguna de las recogidas por el NO-DO sobre el turista un millón, impone por el crecimiento exponencial de las redes y plataformas sociales que son noticia si en su enunciado se alcanza o supera la cifra del millón.

Y para muestra algunos ejemplos:

Facebook
Facebook llega a los 120 millones de usuarios (noticia de hoy)
Obama superó el millón de seguidores en Facebook
La factura de la luz de Facebook: un millón de dólares

MySpace
MySpace logra 10 millones de usuarios en China en 8 meses
MySpace gana 234 millones de dólares por un juicio anti-spam
MySpace Music, 1000 millones de Streamings

Twitter
Ya somos 3 millones de usuarios de Twitter
¿Vale Twitter 100 millones de dólares?
Twitter en numeros: 3 millones de mensajes al día

Y los pronósticos señalan que se prevé que Facebook alcance los 200 millones de usuarios a finales de año… por lo que retomaremos el tema.

Times People, la red social de The New York Times

The New York Times, uno de los periódicos más influyentes del mundo (made in USA), se ha apuntado al 2.0 con el lanzamiento la semana pasada de la versión definitiva de Times People, una red social dirigida a los lectores del rotativo.

Esta plataforma, en fase beta desde el pasdo mes de junio, tiene como centro de interés el acercamiento entre los usuarios a fin de crear una sólida comunidad social. Para ello se estimula la recomendación de productos culturales y turísticos, permite el intercambio de artículos del periódico, así como de otros recursos como vídeos, fotografías, entradas de blogs personales…

Times People tiene una apariencia visual y una usabilidad muy similar a la de las principales redes sociales. Un usuario accede a este entorno desde una página personal que guarda las preferencias del perfil y la actividad que va registrando y acumulando en cada sesión.

Adidas inaugura su propia y ‘original’ red social

La proliferación de redes sociales no parece tener fin. La nueva propuesta aparece directamente de una marca comercial tan potente como es Adidas.  

Con el lema de “Ser original es cuestión de actitud” nace el portal adidascelebrateoriginality.com  (que incluye una versión española) con el objetivo de convertirse en escaparate de referencia de jóvenes creativos.

A diferencia de las redes generalistas más conocidas como Facebook, Flickr o Twitter, esta red social se centra en el tema de la originalidad para aglutinar a artistas y creadores. El portal se basa en un diseño de interfaz más visual, con un sistema de navegación en 3D, y una presentación dinámica de los perfiles inscritos en esta red.

Reducir la tendencia natural al engaño en las redes sociales

 

Las redes sociales cambiarán la forma en la que nos relacionamos, y en la que trabajan las empresas, pero esto tardará más, porque será necesario desarrollar filtros que permitan reducir la tendencia de los humanos a engañar a otros.

Alfons Cornella (fundador de Infonomía) en Interactividad.org

[Un claro ejemplo de engaños en la blogosfera es el denunciado por Julio Alonso en Neoteo.com, Vocento, cesiones de tráfico, tags y juego sucio]

El futuro de la web social puede no ser social

web social 

Jeremiah Owyang en el artículo What’s after the Social Web? recopila una información muy interesante sobre lo que podría ser el futuro de la web social, extraída de conversaciones informales con algunos de los gurús o empresas punteras en estos temas. Y el panorama reflejado puede parecer poco optimista, por no decir desconcertante: 

  • De Yahoo: el rediseño del portal que está realizando la compañía se está orientando hacia los apps, y no en los social graph (que paradójicamente es algo en lo que la empresa lleva trabajando durante los últimos 10 años). ¿Motivo? se ha llegado a la conclusión de que no todo el mundo será un participante social.
  • De Scoble: a la actual crisis económica le seguirá unos tiempos de recesión que perjudicarán tanto a la puesta en marcha de proyectos de innovación, como a la adopción de nuevos sistemas de marketing y publicidad.
  • De Facebook: se ve un mayor potencial en la personal web (de acceso restringido y contenidos privados) que afectará en los niveles de popularidad y reputación de quienes pertenezcan a las mismas, que no en las actuales plataformas sociales abiertas.
  • De Tim O’Reilly: todo el comportamiento en las redes quedará almacenado en grandes bases de datos a las que accederán las grandes compañías, para extraer información con fines comerciales, sin que de ello se derive una actividad social.

Estas cuatro reflexiones, supuestamente azarosas, pueden ofrecer pistas sobre “hacia dónde se dirige la web social”.

El debate más candente tiene que ver con cómo explotar la gallina de los huevos de oro. Hay quienes no se cansan en difundir los grandes beneficios derivados de pertenecer a estas redes (y por lo tanto en invertir en publicidad y marketing). Otros, en cambio, no lo ven tan claro y se topan con las constantes reticencias de las grandes compañías. Entre este último grupo se encuentra precisamente  Owyang, quien observa diariamente como las grandes corporaciones no acaban de entrar en la web social no tanto por una cuestión de rentabilidad o ROI (que también cuenta), como por una constancia: la tecnología está en contante cambio por lo que “siempre exusturán tendencias nuevas, y un algo más allá de la web social”.

Si algo se puede predecir del futuro la web social, es que puede ser todo, incluso no social.

[Photo credit]

Las redes sociales como alternativa a la vulnerabilidad de los mercados financieros

 

Que vivimos tiempos revueltos no es algo nuevo. Especialmente si de lo que hablamos es de la actual coyuntura económica internacional. Cuando los calificativos crisis, pánico, caos, crack abundan en los informativos, suelo recurrir a quienes son capaces de ofrecer un punto de cordura a tanto tremendismo. Entre las fuentes que suelo frecuentar recomiendo el blog del profesor de economía Jose G. Montalvo., quien no se resite a afirmar que:  

Es un momento excepcional para aprender economía (siempre que no seas un trader o estés trabajando para un banco de inversión…).  

Una de las lecciones que nos dejará esta etapa convulsa es lo vulnerables que son los mercados financieros. Y no sólo ante las “anomalías” contínuas que rigen el sistema. También ante accidentes transeversales o ingerencias externas. Basta con rebuscar en la hemeroteca más reciente y recordar titulares tan sorprendentes como los siguientes:

United Airlines llega a caer un 99% en bolsa por una ‘noticia vieja’ sobre su bancarrota de 2002
La bolsa de Londres sufre una caída total durante siete horas
Las implicaciones de la enfermedad de Steve Jobs en el valor de Apple en Bolsa

Si el intervencionismo público, representado por el socialismo de raíces marxistas, es un sistema fracasado; si el capitalismo y su modelo de libre economía se muestra en profunda decadencia… ¿qué nos queda? La respuesta es el tercero en discordia, eso que llamamos Tercer Sector, o dicho de otra manera el entorno social.

Podríamos estar en un momento decisivo para las redes sociales. Parece difícil que éstas se definan como el sustito natural de las estructuras públicas y económicas, pero ¿por qué no creer que pueden jugar un papel más activo en la configuración de nuestro futuro? Es en su naturaleza de interacción humana donde reside su fuerza. Después de tanta alienación y construcción de estructuras frías, que han estado rigiendo aspectos decisivos de nuestras vidas, las personas podemos volver a recuperar el factor humano en el diseño de las relaciones, ya sean generadas vía Internet o no.